El chocolate es un alimento delicioso que está presente en la mayoría de las casas. Tanto el chocolate blanco, como el negro o con leche son pequeños caprichos que nos damos de vez en cuando. Pero jamás deben ser un premio para tu perro.

Los perros no deben tomar nunca chocolate. Dependerá del tamaño del perro, pero un trozo les podrá hacer enfermar. Aleja este alimento de ellos. No le des un trozo de chocolate ni alimentos que contengan chocolate.

¿Por qué no pueden comer chocolate?

Son dos ingredientes los que hacen que el chocolate no pueda ser comido por perros: la teobromina y el azúcar. En función del tipo de chocolate contendrá más de un ingrediente o del otro, pero el que más te debe preocupar es la teobromina.

La teobromina es una sustancia similar a la cafeína, ya que se trata de una metilxantina. Es una sustancia que les cuesta mucho metabolizar y produce un efecto estimulante en su sistema nervioso.

Los síntomas pueden aparecer en forma de hiperactividad, temblores, contracciones musculares, jadeo excesivo y diarrea o vómitos. En un estado más grave hay riesgo de convulsiones y problemas en el ritmo cardíaco.

La teobromina también es un sustancia tóxica para los humanos, pero nosotros somos 5 veces más tolerantes que los perros. Además, al ser de menor tamaño los perros están más expuestos a sufrir esta intoxicación. Necesitan mucha menos cantidad que nosotros.

Los problemas aparecerán entre las 4 y las 12 horas siguientes de haber comido chocolate y pueden durar hasta las 72 horas.

Tipos de chocolate

No todos los chocolates tienen la misma composición, por eso algunos son más peligrosos que otros. Descubre cómo afecta cada tipo de chocolate.

– Chocolate blanco

El chocolante blanco es la variante de chocolate con menor cantidad de teobromina. Este tipo de chocolate sufre varios procesos en su fabricación que hace que apenas tenga este componente.

Pero que tenga poca teobromina no quiere decir que se lo puedas dar a tu perro. El problema es que tiene una gran cantidad de azúcar, y eso tampoco es bueno.

No es bueno que los perros tomen azúcar, por lo que debes procurar que no coma nada de chocolate blanco ni otros alimentos azucarados.

– Chocolate con leche

El chocolate con leche es el que más se encuentra en los hogares. También tiene un bajo contenido en teobromina, aunque no tan bajo como el chocolate blanco.

A pesar de su bajo contenido en teobromina tiene el mismo problema que el chocolate anterior: la cantidad de azúcar.

Tampoco podrás dejar que tu perro coma chocolate con leche.

– Chocolate negro

Son los más peligrosos, ya que presentan mayor proporción de teobromina por gramo que el resto de chocolates.

Aunque tome una pequeña cantidad de este chocolate tiene riesgo a sufrir todos los problemas asociados por la ingesta de teobromina.

– Chocolate para fundir

El problema del chocolate para fundir es que se suele utilizar para cocinar otros alimentos, y comúnmente se les añade azúcar.

Jamás debes dejar que tu perro coma alimentos cocinados con chocolate para fundir. Tendrá una gran cantidad tanto de teobromina como de azúcar. El problema en estos casos es doble.

Evita las galletas de chocolate, los pasteles o los brownies. Además, si estos alimentos presentan nueces de macadamia serán aún más peligrosos.

Qué hacer si un perro come chocolate

Qué hacer si tu perro ha comido chocolate

Lo importante para saber cómo actuar es conocer cuánto chocolate ha comido el perro.

Si ingiere poca cantidad de chocolate con leche seguramente no sea necesario llevarle al veterinario, pero si come algo de chocolate negro procura contactar con tu veterinario para saber cómo proceder.

Si el perro es de raza pequeña o anciano presentará problemas con menores cantidades de chocolate. Por eso deberás prestar especial atención en estos casos.

El problema surge cuando nadie ha visto al perro comer chocolate. Los síntomas no aparecerán de forma inmediata, sino que pueden tardar horas.

Si sospechas que ha comido chocolate con leche estate alerta, y si crees que el chocolate que ha comido es negro acude directamente al veterinario.

Cómo evitar que tu perro coma chocolate

La etapa de mayor peligro es mientras son cachorros, ya que durante esos meses se comerán todo lo que encuentren a su paso.

Para evitar la ingesta de chocolate debéis de poneros de acuerdo todas las personas que viváis en la casa. Hay que recalcar los problemas que causa el chocolate al perro, de esta manera todo el mundo pondrá especial atención en que no haya ningún trozo a su alcance.

Una vez haya crecido, si no puedes evitar que alcance chocolate, deberás enseñarle a rechazarlo. Durante varios días practica el rechazo de comida con un trozo de chocolate.

Deja un trozo a su alcance y cuando lo intente coger tápalo con la mano y di “no” con tono firme. Repite esto varias veces y cuando deje de hacer el amago de comerlo prémiale con algo rico.

Posteriormente plantea situaciones en las que se cae chocolate al suelo y cada vez lo rechace dale un premio. Así asociará a que los alimentos con ese olor no los debe comer.

Es malo que los perros coman chocolate

Recuerda: no des a tu perro ningún alimento que contenga chocolate. Tanto la teobromina como el azúcar presente en el chocolate blanco y chocolate con leche son peligrosos para él.

Si tu mascota suele subirse a la mesa o a la encimera presta más atención cuando estés preparando dulces o alimentos con chocolate. ¡Evita sustos innecesarios!